Ciclo de Conferencias de la Asociación Cultural Alcorcon Siglo XXI
Premios de Novela Alcorcón Siglo XXI
II Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

NP. Ayuntamiento de Alcorcón - Viernes, 26 Septiembre 2014 

La Asociación Cultural Alcorcón Siglo XXI , en...

Leer más...
III Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del III Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

I Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del I Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

Conferencia de Ely del Valle en Siglo XXI

Pablo Villalba

Eran las 19,00 horas del 23 de marzo del 2015 cuando la...

Leer más...
Conferencia en Siglo XXI de D. David Pérez García

Pablo Villalba

Antes de empezar la conferencia se recordó a los fallecido en el...

Leer más...
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas navideñas

FORO DE DEBATE.
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas...

Leer más...

        Debíamos estar en las vísperas de la gran Feria de Madrid y como todos conocemos, este año de 2020 no tendremos la tradicional y mundialmente conocida Feria de San Isidro, por primera vez en setenta y tres años, desde el año 1947 en que fue creada. Pero vamos a conocer como fueron los inicios de este gran acontecimiento, que trae a la Plaza de Toros de la calle Alcalá, a los mejores toreros del orbe taurino, a las mejores ganaderías y a una gran cantidad de público proveniente de todos los rincones del planeta, que en la pasada feria de 2019 alcanzó la cifra de más de seiscientos mil asistentes.

        En aquellos primeros años, después de terminada la guerra civil, Madrid contaba con espectáculos taurinos durante toda la temporada de Marzo a Octubre, celebrándose corridas de toros hasta el verano y en este se daban novilladas, durante todos los domingos y muchos jueves. En el año 1947 llega a la gerencia de la Plaza, un hombre de negocios y abogado, poco ligado con el mundo taurino, con el nombre de D. Livínio Stuick, que tiene la idea de concentrar las corridas del mes de Mayo en torno a la fecha del 15, día del Santo Patrón de Madrid, San Isidro, y monta la primera feria con el nombre de Feria de Madrid. La verdad es que tuvo bastantes críticas, ya que muchos aficionados le echaron en cara que Madrid no era sitio de ferias, sino de temporada completa, dejando las ferias para las ciudades más pequeñas y los pueblos. Con el paso de los años el error de apreciación de aquellos aficionados se muestra evidente, además de que en aquella primera feria que se compuso de cinco festejos, cuatro corridas de toros y una novillada, en los cinco la plaza registró un lleno total.

 

        El primer cartel lo compusieron los espadas Rafael Ortega “Gallito”, Manuel Álvarez “El Andaluz” y Antonio Bienvenida que lidiaron un encierro de D. Rogelio Miguel del Corral, del campo charro, llevando sus toros la divisa blanca y negra, en el que el primer toro se devolvió a los corrales, tras escuchar su matador los tres avisos y fue herido de gravedad Antonio Bienvenida. La segunda corrida llevaba a la plaza, los toros también salmantinos de D. Alipio Pérez Tabernero, que estoquearían el sevillano Pepín Martin Vázquez, el valenciano Jaime Marco “El Choni” y el argentino - peruano Raúl Ochoa “Rovira”. Llegaría después la novillada también de Salamanca de D. Alfonso Sánchez Fabrés que matarían los novilleros Manuel Navarro Francisco Muñoz, que más tarde de matador alcanzaría gran cartel, pero ahora figuraba con el conocido nombre de Paquito Muñoz y Vicente Fauró. En esta feria no faltó la tradicional ganadería sevillana de D. Eduardo Miura, que lidiaron los matadores Pepe Bienvenida, Pepe Luis Vázquez y Pepín Martín Vázquez, con su típica presencia de toros muy rematados, llegando a pesar el cuarto toro 592 kilos, que era una exageración para aquellos tiempos. Y cerraría la feria un encierro de los conocidos toros de Pablo Romero, cuyo propietario era D. Felipe de Pablo Romero, conociéndose sus toros en el mundo taurino, por los apellidos del ganadero, con los que estaban anunciados Manuel Álvarez “El Andaluz”, Luis Gómez “El Estudiante” y Jaime Marco “El Choni”, que fue herido en su primer toro quedando el espectáculo en un mano a mano entre los dos primeros.

       No hubo trofeos en esta primera feria de Madrid, tan solo una vuelta al ruedo del sevillano Pepín Martin Vázquez. Como se aprecia, en la feria no intervino la gran figura del momento, Manuel Rodríguez “Manolete”, aunque actuaria en Madrid el 16 de Julio en la tradicional Corrida de Beneficencia, a la que asistía el Jefe del Estado y hoy lo hace Su Majestad El Rey, la cual sería su último paseíllo en Las Ventas, muriendo al mes siguiente en la plaza de Linares. En el siguiente año la feria se aumentó en tres festejos más y en ella se cortó la primera oreja de la historia de la misma, fue el día 8 de Mayo, por parte del sevillano Manuel Álvarez “El Andaluz” que actuaba en un cartel junto con el madrileño Manolo Escudero y el bilbaíno Pedro Robredo, para lidiar una corrida de Pablo Romero, que dio un gran resultado.

       La feria siguió creciendo año a año, y en el año 1952 fueron once los festejos que se programaron, llegando a quince en el año 1.956, y así ir paulatinamente aumentando el número de tardes, hasta llegar hasta los 34 festejos que se programaron el pasado año de 2019, que lograron un impacto económico en Madrid de más de setenta millones de euros, que, traducido a las pesetas de aquellos años, suponen cerca de 11.700 millones de pesetas. Seguro que ni el mismo D. Livinio Stuyck imaginaria esta fabulosa cantidad de dinero hace 73 años.

       La feria, aunque siempre gozó de buena salud, con la llegada a la misma de la empresa Chopera en el año 1.981, representada por D. Manuel Martínez Flamarique, la dio mucha más categoría, consiguiendo incluso una elevación notable del abono isidril, pasando a multiplicar por cinco el número de abonados de la plaza, aparte de dotarla de una gran seriedad y profesionalidad en todas sus gestiones, que dio como resultado ese importante aumento de abonos, en los nueve años que duró su gestión.  Los empresarios que le siguieron supieron mantener este buen tono, como fueron sus continuadores, los Hermanos Lozano, después de estos los conocidos en el mundillo taurino como Los Choperitas, representados por D. José Antonio Martínez Uranga y su hijo D. Manuel Martínez Erice, hasta llegar en estos momentos a la empresa Plaza 1, que representa el francés D. Simón Casas asociado con D. Rafael García Garrido.