Ciclo de Conferencias de la Asociación Cultural Alcorcon Siglo XXI
Premios de Novela Alcorcón Siglo XXI
II Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

NP. Ayuntamiento de Alcorcón - Viernes, 26 Septiembre 2014 

La Asociación Cultural Alcorcón Siglo XXI , en...

Leer más...
III Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del III Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

I Certamen de Pintura Alcorcón Siglo XXI

Convocatoria del I Certamen de Pintura "Asociación Cultural de Alcorcón Siglo XXI”
Leer más...

Conferencia de Ely del Valle en Siglo XXI

Pablo Villalba

Eran las 19,00 horas del 23 de marzo del 2015 cuando la...

Leer más...
Conferencia en Siglo XXI de D. David Pérez García

Pablo Villalba

Antes de empezar la conferencia se recordó a los fallecido en el...

Leer más...
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas navideñas

FORO DE DEBATE.
Conferencia: los excesos de comida en las fiestas...

Leer más...

                                          LA DÉCIMA

Marta Gómez Montero - El Semanal Digital - 10 de febrero de 2012

Desde la mesa del Consejo de Ministros, y visiblemente enojada, la vicepresidenta del Gobierno se ha plantado ante esa especie de "ley del embudo" de los que se creen con derecho de repartir carnets de demócratas, que sólo acatan las sentencias de los Tribunales cuando les dan la razón.

Las palabras de Gaspar Llamazares señalando que el fallo contra Garzón supone "una verguenza nacional" y un "escándalo internacional, ya que en este país se condena a los jueces y quedan impunes los corruptos" han colmado la paciencia de Saénz de Santamaría.

La vicepresidenta del Gobierno ha advertido que con estas declaraciones se está "dañando la imagen de España" y se ha mostrado muy preocupada por el hecho de que se está intentando trasladar una visión de nuestro país que no se corresponde con la realidad.

Pero la número dos del Gobierno no se ha quedado ahí y ha lanzado una carga de profundidad aún mayor contra Gaspar Llamazares: le ha recordado que "la misma Constitución que permite a los responsables políticos ejercer sus tareas, es la que sitúa al Tribunal Supremo en el vértice del orden jurisdiccional español". En román paladino: que no se puede ser "antisistema", cobrando del sistema.

Es triste que, a estas alturas, el comportamiento de algunos haya obligado a la vicepresidenta del Gobierno a recordar que "España es un país democrático; hemos trabajado mucho para que lo sea y es un Estado con separación de poderes".

Es decir, todo lo contrario a las prácticas propias de "sistemas totalitarios" empleadas por Baltasar Garzón, según la sentencia del Tribunal Supremo